volver

El Senior Economy Forum, Fundación IE y Caixabank impulsan el II Encuentro de Economía Senior

El papel que juega la población senior en la economía es cada vez más importante.

II Senior Economy Meeting | IE UniversityLa economía senior juega un papel clave en el mercado de trabajo y es una fuente de riqueza, desarrollo económico y creación de empleo. Con el objetivo de analizar los principales retos y oportunidades de negocio en este segmento poblacional, el Senior Economy Forum organizará el II Encuentro de Economía Senior los próximos días 30 y 31 de octubre, en colaboración con la Fundación IE y Caixabank.

Los organizadores del evento han presentado los objetivos del encuentro en una mesa redonda presidida por Benigno Lacort, CEO Senior Economy Forum; Rafel Puyol, Director del Observatorio de Demografía y Diversidad Generacional de la Fundación IE; Beatriz Dorado, Directora de Family Senior de Caixa Bank; Carlos Mas, Vicepresidente de la Fundación IE; y el periodista Manuel Campo Vidal.

La combinación de una baja tasa de natalidad con un envejecimiento de la población y una esperanza de vida mayor, está provocando una base en la pirámide laboral cada vez más estrecha. En esta línea, Rafael Puyol ha señalado que “surge la necesidad de cubrir el déficit de jóvenes de la población activa”.

Así lo demuestran los datos: “en España la edad media es de 43 años, el 19 % de la población tiene más de 65 años, el 6 % de la población ya es octogenaria y hay más de 16.000 personas que pasan de los cien años”- Beatriz Dorado.

Beatriz Dorado ha recalcado que con una vida más larga y mejor es imprescindible buscar alternativas para complementar los ingresos que nos da la Seguridad Social. La mayoría de las personas de 65 años reciben una prestación de sistema público de pensiones siendo la pensión media en España de 1183 euros. “El 70 % de los jubilados, únicamente recibe como ingreso, la pensión y el 40% cobra menos de 700 euros”, ha añadido.

Ante un nuevo ciclo vital que pueden extenderse hasta en 30 años, Dorado ha asegurado que necesitamos un cambio cultural y de mentalidad. “La nueva realidad va a exigir mayor capacidad de ahorro. Y siendo conscientes del dilema social que viven muchas personas con dificultades para llegar a fin de mes, es esencial tanto una economía de valor añadido, que genere empleo, como la existencia de productos financieros adaptados, que faciliten el ahorro”, ha indicado.

“El trabajo para toda la vida no parece que se vaya a quedar.”

La economía senior viene acompañada de la oportunidad de desarrollar una economía de alto valor añadido que se sustenta en buena medida en la cultura y la creatividad, han subrayado Benigno Lacort y Carlos Mas, este último añadiendo la necesidad que tienen los directivos de tomar conciencia de ello y de saber adaptarse a los nuevos escenarios. “Hoy en día las empresas tienen una gran diversidad generacional; un aspecto sustancial que muchos directivos no saben manejar y que no saben cómo les está afectando”. De acuerdo con Mas, la educación es la herramienta perfecta que evoluciona atendiendo los retos del futuro. “El trabajo para toda la vida no parece que se vaya a quedar”, y los directivos necesitan pedir a los empleados nuevos enfoques y diferentes formas de formación para estar siempre reinventándose. “Hoy vamos con una mochila que vamos cargando con nuestro propio aprendizaje y experiencia, y así es como los seniors van a encontrar sus propias oportunidades”, ha explicado Carlos Mas.